Patético recital poético

24 10 2008

Jueves 23 de octubre. Café Berlín, Muntaner 240. Lectura de poesía brasileña por un pseudo poeta llamado Régis Bonvicino, pagado por el gobierno brasileño con una audiencia muy sudaquilla, sobretodo de Cuba y algún que otro catalán perdido que, si acaso, fue porque estaba estudiando portugués. Estos últimos se delataban fácilmente por la avidez de gorronear y los susurrillos y comentarios de broma.

Asistir a una lectura pública de poesía de un autor desconocido para la mayoría de la audiencia, Joao Cabral de Melo, es una actividad algo extravagante para un jueves por la noche. Aunque tengo que decirle que para el currículum vitae de un intelectual, es un acto que fácilmente eleva el caché. Fui a una lectura poética en un bar, suena exclusivo, suena elevado, suena interesante. Además, visto el éxito que tienen hoy día la poesía y sus subgéneros, entenderá que ir a un acto poético es como llevar adelante un sitio heroico contra un enorme ejército armado con catapultas infernales. Ya ve… La poesía esta muerta en nuestros días fugaces, y la pequeña comunidad que la mantiene viva puede parecer una suerte de partido ilegal que tratara con temas tabúes, cosa que explicaría que la reunión clandestina se celebrara en una sala oscura y subterránea. Y la sala estaba llena de humo y sofás. A la entrada te daban el pack del intelectual underground, un paquete de cigarrillos Gitanes, es un decir, y una copa de vino espumoso, rellenable, ¡claro! El vino no estaba mal, en mi humilde opinión. El fumeteo, el vino y alguna que otra pinta extraña mantenían cierta atmosfera de bohemia alternativa de las vanguardias de los años veinte.

La lectura fue, de hecho, un soplo de acento cubano sobre poemas portugueses traducidos al español. Algo rocambolesco. El famoso poeta brasileño leyó bien poco, y cuando lo hacía, se podía apreciar claramente el silencio reinante, el humo holgazaneando sobre nuestras cabezas y el vibrar de las burbujas en las copas. El tipo es lo que usted y yo consideraríamos un bastardo, un embaucador con cierto aire intelectual. El resto de lectores fueron… cubanos. No le digo mucho, pero es curioso ver el interés que tiene gente aparentemente expatriada en las manifestaciones de la cultura. Los cubanos, con todo, tienen un acento nasalizante muy duro, tanto que a veces convierten unas palabras en otras. Digamos que le hacen perder a los poemas parte de su trascendencia.

El momento más hilarante llegó con la discusión. Como es costumbre en nuestro país, la gente participa poco de las opiniones cuando hay una mínima posibilidad de ser censurado. Los diálogos empezaron demasiado pronto a ser surrealistas, el falso poeta acusó insistentemente de fascista a George Bush, a Chávez, a la presidenta de argentina, a Lula da Silva de Brasil—que había pagado tan exclusiva sesión.— También resultaron fascistas Romano Prodi, Sarkozy y el jefe de estado indio. Ignoró indiscriminadamente a todo el continente africano. Culpó a China de vivir confundida en la mezcla del comunismo con el capitalismo como sistemas económicos, lo que comprenderá que es casi imposible. Pero la gran pregunta de toda la audiencia perpleja era: ¿Cómo puede ser que haya tanto fascismo y tan repartido por el mundo? No entendí si eso era la causa o el efecto de la falta de éxito de la poesía en el mundo contemporaneo. Como un todo, el mundo está en crisis, decadente y sin esperanza. Algunas frases, hay que reconocerlo, eran verdaderos eslóganes como ese de la “globalización de la mediocridad”… bastante bueno. Pero de ahí a poner a todos y cada uno de los países del mundo al borde de equiparar al nazismo, hay un trecho, ¿no cree? El señor Poeta no dibujó muy claramente el camino que iba de la mediocridad al fascismo, o al menos no lo entendí.

En mi opinión, la poesía está casi muerta por la misma riqueza de las naciones. El arte ya volverá a ser lo que una minoría privilegiada decide hacer o encargar, sinó una actividad articulada en base al mercado, donde el artista con éxito es castigado por sus colegas fracasados por estar demasiado cerca de la fama, algo que solo merecen los poetas muertos. Quien sabe si el famoso será el bueno, el tiempo hará su juicio paralelo en cuanto a calidad, pero al menos el artista no es un pseudovagagbundo que intenta colocar alguna tela, que muere solo y loco en un hospital psiquiátrico de la Toscana o la Proveza, torturado por sus sueños de vigilia. Nuestro tiempo es una época para las novelas y la narrativa breve, pero sobretodo para las novelas. ¿Usted lee mucho? Nos gusta leer otras vidas posibles, píldoras de fantasía para unas vidas, las nuestras, tan alejados de las expectativas que nos habíamos creado. No, no me esto poniendo trágico. Es un momento de clarividencia. Novelas que terminan y nos invitan a comprar otra. La narrativa es definitivamente más adecuada que la poesía para mercadear con ella, aunque no deje de ser de tanto en cuanto una estupenda obra de arte. La literatura contemporánea nos ha ofrecido algunas joyas en novelas que rompen las reglas, tal vez más tarde que la poesía, pero con más continuidad que la contestataria rabieta de unos chiflados que llevó a ninguna parte a las vanguardias poéticas. El arte está en crisis, pero la poesía, oiga, no es el único arte que nuestro mundo puede crear. De hecho, hay otros lenguajes para expresar mejor nuestros sentimientos, nuestras angustias, nuestra visión de la vida mejor que la poesía. ¡NO, no me estoy poniendo demasiado serio! Es que los pedantes rellenos de serrín me ponen de los nervios.

La poesía murió en algún café forrado de madera, lleno de gentuza fumando cigarrillos sin filtro en alguna esquina de París. La poesía murió como aquellos cafés donde hombres vestidos con prendas oscuras con sus cuadernos y sus plumas compartían charlas metafísicas mientras fumaban y bebían hasta la madrugada (drogas de postre). Fumar no está permitido en este bar, beber solo esta permitido si no conduces, las drogas se venden en la esquina, pero hay que tomarlas a escondidas, no queremos problemas. La poesía se consume, si no le importa, en alguna pequeña sala subterránea con hombres de otro tiempo viviendo en el nuestro. Casi como algo ilegal.

Anuncios

Acciones

Information

7 responses

24 10 2008
Andrés Schmucke

Hola, pasaba por aquí para echarle un vistazo a los nominados a los premios de 20 minutos. Aunque no estamos participando en el mismo renglón vine a pedir vuestra colaboración, solo pido un voto que no enriquece ni empobrece a nadie, claro que pido ese voto siempre y cuando te haya gustado lo que viste al pasar por mi espacio. Si no te gusto lo que viste pues no votes por mí.

Tremendo blog, un saludo desde Venezuela.

Andrés Schmucke.

26 10 2008
Eduard

Hola Enric.

Sonará mal decirlo pero no he asistido jamás a una lectura poética como la que has relatado, pero la situación que descries me es conocida en otros ámbitos en los que si me muevo.

Uno no sabe porque, a veces alguien coge un renombbre que no merece y es en el trato directo en el que se notan todas sus carencias, por eso entiendo lo que cuentas.

Yo también me presento a los Premios blogs de 20 minutos en la categoria VERSIÓN ORIGINAL con mi blog En Veu Alta y de momento voy el 1º. Quisiera pedirte, si no lo tienes comprometido ya, tu voto para mi blog en esta categoría.

Soy de Girona y mi blog está escrito en catalán y castellano y se llama En veu alta (www.edp.cat) te invito a visitarlo y valorar si por diseño y contenido puede merecer tu decisión de votarlo, te lo agradecería muchísimo.

Salut i €

27 10 2008
pinto

http://regisbonvicino.com.br/homeindex.htm

COM A BRUNA
(ela aos 8 anos)

Ao atravessar o parque
folhas sob os pés
pisando, em mim, o outono

Esto es un poco Haiku-style, no?

30 10 2008
blan

Tu blog me ha resultado de lo más interesante.
Te voto ya.
En el mio cuento cosas que veo por la calle, no sé si te interesará.
Se llama Cosas que hacemos y decimos la gente, y compite en ciudad.
Encantada, en cualquier caso.

30 10 2008
blan

Perdona, el link de mi nombre en el anterior comentario estaba mal. Aquí va el bueno.

17 11 2008
Albert

No he pillat res d’aixó del 20 minutos. T’estimem igual. No cal que em votis. Haiku? sóc un ignorant, està clar. Petons.

20 11 2008
titomon

La poesía se trafica. La poesía es ilegal. La poesía es lo único que nos salvará de este mundo y sus avances. Es una lástima que a mi entender no encuentres amor en la poesía pero estoy seguro de algo, que hay poetas arrogantes y malditos que sólo buscan una buena habitación de hotel pagada por los organizadores del evento y una caraja con quén acostarse.

Es triste en relidad, pero conozco poetas reconocidos, Españoles, uruguayos Alemanes con quién hemos compartido toda una madrugada bebiendo en una acera en grupos de 6 buscando la solución a un mundo individualista y carente de felicidad.

Paz!
Titomón.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: